sábado, junio 15

Aitana Bonmatí: “Espero que no tengamos que vivir esta situación nunca más” | Fútbol | Deportes

Cuando España tenía los nervios encima durante el Mundial porque Japón la descosió con cuatro goles para cerrar la fase de grupos, Aitana cogió el micro y, decidida, señaló: “No estoy acostumbrada a perder y en los momentos malos saco el carácter. Es innato. Aunque no lleve brazalete, me gusta hablar, comunicar y trasladar el carácter al equipo. Siempre intento ayudar, vaya bien o mal”. En el partido siguiente, en octavos ante Suiza, hizo dos goles para sellar la goleada y continuar con el camino que llevó a España al laurel mundial. Anoche, de nuevo ante el conjunto helvético, ahora en la Nations League, Aitana volvió a dejar su marca, otros dos goles y una reflexión clara. “No sé lo que tengo contra este equipo. Llevamos seis puntos en la competición [vencieron 2-3 a Suecia en el primer envite] y estamos muy contentas. Somos las campeonas del mundo y no esperamos menos de nosotras”. Una gran exigencia que, sin embargo, se ha hecho extensiva en la selección porque ya superaron a Suecia (2-3), el equipo número uno en el ranking, como también vapulearon a Suiza entre aplausos de una afición entregada.

Acabado el encuentro, las jugadoras dieron una vuelta de honor y se detuvieron en el banquillo para degustar el aliento de la afición, que seguía de pie y con los vítores en la boca, ánimos y aplausos, reconocimiento para un equipo que se ha ganado el oro en el césped y el respeto fuera de él porque con su lucha por la igualdad está cambiando la historia. Pasaron unos cuantos minutos hasta que se retiraron al vestuario, hasta que se acabó la fiesta de Córdoba. “Estamos muy felices por ganar pero también por superar el récord de espectadores (14.194). No lo olvidaremos. El calor de Andalucía se ha notado y también el ambiental. Nunca habíamos vivido un estadio así en España”, reconoció Olga Carmona. “Teníamos ganas de celebrar el Mundial con la afición. Es un orgullo ver el estadio lleno. El Mundial es un antes y un después y animamos a la gente que venga a vernos”. Aitana se sumó: “Ha sido un ambiente increíble, hemos sentido todo el apoyo y gracias a la afición hemos sido uno más. Por eso hemos hecho esa vuelta, porque estamos encantadas porque también son parte del éxito”. Lo mismo opinó Athenea: “Ha sido un privilegio disfrutar de esta afición. Se ha portado muy bien con nosotras y esperamos que en el futuro se animen también a vernos en otros sitios. Queremos que siga creciendo el fútbol español”. También se posicionó la seleccionadora Montse Tomé: “Lo mejor del encuentro ha sido el fútbol que hacen las jugadoras, su intensidad. Pero también la afición. Es bonito disfrutar de este deporte en su esencia y más con un ambiente precioso, con todos los aficionados que han venido al estadio. Pero las jugadoras se lo han ganado y se lo merecen porque era el día que estrenaban la estrella en España”. Apreciación que también elogió su homóloga Inka Grings: “Hemos vivido un ambiente fantástico, me ha encantado y ha sido muy deportivo”.

Aunque el resultado fue abultado, Tomé también quiso poner una pega, advertir de que no todo fue perfecto: “Nos costó en la primera parte en la última zona, no hemos circulado bien”. Pero pronto elogió a las suyas, a un equipo que goleó: “En el segundo tiempo hicimos una mejor circulación y todo lo ejecutado fue con mayor calidad y efectividad”. Ocurre que las jugadoras apenas han podido preparar estos encuentros, de reunión en reunión, de discusión a debate, de reivindicación a lucha por cambiar el seno de la federación. “Quiero destacar la actitud de las jugadoras, que lo han dado todo. También las que no han podido jugar por la profesionalidad que han demostrado estos días, estamos orgullosas de todas ellas. Nos refuerza por la respuesta que han dado”, explicó Tomé. “Hemos hecho un gran esfuerzo por todo lo que hemos arrastrado. Hemos tenido un desgaste que otras selecciones no han tenido, pero lo hemos dado todo. El nivel lo estamos poniendo muy alto”, explicó Olga Carmona. “Han sido semanas atípicas y hemos sabido sobreponernos”, apostilló Tomé. Pero entonces Aitana volvió a coger el micro y se explayó como no hizo el día anterior en la rueda de prensa.

“Espero que esta situación que hemos vivido no la tengamos que vivir nunca más. Es desgastante porque tienes la sensación de que siempre te tienes que centrar en las cosas de fuera y no sólo en fútbol. Tenemos ganas de ser jugadoras profesionales y nada más. A nuestra generación le ha tocado batallar para que las próximas tengan mejores condiciones. Si eso pasa pues dejaremos un buen legado. Estaremos muy orgullosas pese a no estar centradas al 100% en lo deportivo”, resolvió la tercera capitana, que añadió: “Espero que todos sumemos para que esto no vuelva a pasar. Para dar una imagen al mundo, que somos campeonas del mundo y tenemos que dar una imagen de país desarrollado y no… No sé describirlo”. Pero, como todas en la expedición, evidenció que la calma llegó después de la tempestad: “Hemos luchado tanto dentro como fuera del campo, nos hemos salido sobreponer a esta situación que no era fácil. Recuerdo el primer día que vinimos a esta concentración, era complicadísimo. Lo veíamos todo muy negro, no estábamos ni para entrenar ni para jugar. Hemos ganado los dos partidos. Tenemos mucho talento tanto dentro como fuera del campo. Y somos profesionales, decidimos quedarnos por los compromisos que se adquirieron en las reuniones”. Eso opinó Athenea. “Esperemos que siga así, que sigan mejorando los cambios y entre todas con ganas de la nueva concentración, pensando en lo siguiente”. Precisamente, este miércoles se reunirá por primera vez la Comisión Mixta, que dará seguimiento a los acuerdos alcanzados en Oliva, tal y como avanzó Víctor Francos, presidente del CSD. “Esta reunión servirá para poner las bases de los documentos que firmarán los representantes de las jugadoras, el presidente de la RFEF y yo mismo”, aclaró.

“Ahora toca descansar y pensar en qué cosas podemos mejorar de cara a la próxima concentración. Con muchas ganas de seguir”, resolvió Tomé. Algo que Carmona validó: “Sí, estamos felices con este cuerpo técnico”. Aitana también habló: “Está todo bien, al principio fue todo un poco extraño. Raro por cómo se dio la convocatoria. Pero las cosas pasan, nos hemos quedado y cuando te quedas hay que asumir toda la responsabilidad que tienes. Y trabajar para ganar”. Tomé recogió el testigo: “Siempre he tenido confianza. La he recibido de ellas también y en el fútbol el ganar siempre te da algo diferente. Estamos felices, nos hemos sobrepuesto a muchas cosas y ahora a disfrutar”.

Puedes seguir a EL PAÍS Deportes en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.